No es Wikileaks, pero son las luces largas del Gobierno

Las revelaciones de Wikileaks están documentando, hasta el momento, lo que es obvio en la diplomacia de los Estados Unidos y las presiones que ejerce a los gobiernos en defensa de sus intereses, nada nuevo bajo el Sol porque forma parte del juego y las relaciones de la primera potencia con sus amigos subordinados y sus potenciales enemigos. Pero la Red nos está aportando a los ciudadanos corrientes un nivel de información, si sabemos buscar, que antes estaba reservado a los especialistas e investigadores en sus rastreos en hemerotecas. A modo de ejemplo, recuperando alguna que otra declaración sobre la visión estratégica de nuestro Gobierno recuperamos la siguiente perla:

“Yo trabajo con una visión del proyecto político a largo plazo; siempre he puesto las luces largas en todas las cosas”, nos decía, en enero de 2007, el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero. Le preguntaron: ¿Vamos a superar a Alemania en renta per cápita? Y respondió: Sí. Claro que sí. SíDe aquí al 2010 les podemos superar perfectamente. Igualar y superar ligeramente. Es que el crecimiento de España está en el 4%. Creando empleo. Es que, insisto, el 60% de los puestos de trabajo que se crean en Europa se crean en España. Sólo con esa cifra uno, como presidente de Gobierno, se siente ya absolutamente reconfortado en el balance de su actuación. Cualquier país de nuestro entorno estaría deseando crecer al 4%. Ya no digo crear tres millones de empleos en una legislatura, y además tener un superávit que en este 2006 va a ser del 1,6%, unos 14.000 millones de euros…

Al poco tiempo llegó el tsunami de la crisis financiera y desnudó las estructuras económicas en los que se había asentado el crecimiento y desarrollo de nuestro país, aflorando la sórdida realidad de unas estructuras económicas y unas políticas que han condenado a cientos de miles de ciudadanos al paro y al empobrecimiento en estos tres años.

Y el presidente del Gobierno, con las luces largas puestas en todas las cosas, el pasado viernes se siente protagonista de la loca carrera del siglo, emulando a los personajes de la película dirigida por Blake Edwards:  “La lucha contra esta crisis sea asemeja a una sinuosa y estrecha carretera de montaña: apenas hemos dejado atrás la ultima curva, conjurando el riesgo de derrapar, nos encontramos con el peligro de la curva siguiente”  y que como el compromiso de España con la consolidación fiscal y las reformas estructurales es “firme y definitivo” confía en estar ya en “la última curva” de la crisis económica.

Un día después, el ministro de Presidencia, Ramón Jáuregui, ha asegurado que España aún está “subiendo la montaña” de la crisis y que el presidente del Gobierno “sabe mejor que nadie” que todavía queda un “largo recorrido“.  En fin, que se aclaren entre ellos, porque no saben dónde estamos y, lo más peligroso, no saben a dónde vamos. Mientras tanto, se conduce el país a golpe de metáfora, donde el presidente del Gobierno cada vez se parece más al profesor Fate,  personaje de Edwards interpretado por Jack Lemon en la carrera del siglo, conduciendo el vehículo Hannibal 8 como metáfora de sus reformas estructurales. Y es que… ¿acaso no existen los elefantes alados?… ¡hasta el próximo engaño!

Professor Fate’s Hannibal Twin 8s

Fuente: El País, Entrevista con el presidente del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero Presidente del Gobierno, publicada el 15 de enero de 2007

3 pensamientos en “No es Wikileaks, pero son las luces largas del Gobierno

  1. Pingback: Tweets that mention No es Wikileaks, pero son las luces largas del Gobierno | Rizomática -- Topsy.com

  2. Javier

    Se gobierna tapando heridas aquí, suturando allá, extirpando sobre la marcha… improvisando sobre la marcha. Propio de una política económica diseñada en un par de tardes.

    Responder
  3. Jesus Villanueva

    Ya sabes. Si llueve la culpa es del gobierno, si llegas tarde al trabajo, la culpa es del gobierno, si te levantes con el pie izquierdo, la culpa es del gobierno,……Los políticos ocupan el 80% del espacio de los periódicos, el 60% del tiempo en TV,….¿Quien no desearía tanta visibilidad?

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *