Archivo de la etiqueta: Discursos

Enrique Dans. Cuadrando el círculo del caníbal-vegetariano

Sr. Enrique Dans, usted es un personaje con proyección mediática y, por tanto, creador de opinión sobre la Red, una especie de gurú. Es decir, un personaje que puede ser susceptible de la legítima crítica por sus opiniones y mensajes que transmite.  Si le trato de personaje es porque reúne un conjunto de rasgos físicos, psicológicos y morales prefijados y reconocidos por los lectores o el público espectador como peculiares por su función o papel ya conformado por su propia proyección pública.

Acabo de leer su última entrada ¿Cuadrando el círculo? En la que intenta justificar porque ha publicado un libro para que sea vendido en los circuitos comerciales tradicionales. Probablemente, en estos momentos, Ud. sea el único autor-escritor de la historia que publica un libro e intenta justificar su comercialización. Algo que intentan e intentarán todos los autores-creadores del mundo por una cuestión básica: poder vivir de su trabajo.

Y si me pregunto el porqué de su justificación y una vez analizada su argumentación (bastante infantil, la verdad sea dicha, más en la línea de otro personaje mediático como Belén Esteban: ¡por mi hija mato!)  y los principios que transmite públicamente, mi conclusión es que busca cuadrar el circulo entre su pretendida defensa de la más absolutas libertades en la Red y sus intereses personales más acorde con las ideologías socio-económicas neoliberal. Es decir Ud. cuadra el círculo con un pretendido discurso anarco-neoliberal difícil de digerir.

Su defensa de la pretendida neutralidad de la red, de la libre circulación de bits, de la libertad de las descargas, de la no intervención de los poderes públicos, etc, es tan circunstancial como la defensa que realiza Google porque necesita la libertad de circulación de “bits” para consolidar su dominio en la Red. Obviamente, es mi opinión, como expresé en “La neutralidad de la Red. ¿Ideología o empanada mental?” y siempre tendrá la posibilidad de rebatirla ya que usted se reafirma como una persona que “nunca rehúye una buena discusión ni le asustan los retos”.

He afirmado que su discurso anarco-neoliberal es difícil de digerir porque para usted el derecho de acceso a la información y la cultura se sustenta en  el principio de que si puedes pagarte el acceso al ancho de banda podrás acceder a los contenidos y servicios y de que “free” no significa gratis total (esto lo ha escrito usted). Pues bien, una cultura libre y democrática, en román paladino,  significa el derecho de que cualquier ciudadano pueda acceder libremente a la cultura con independencia de su capacidad económica, y no en base al principio neoliberal: de total libertad total de circulación de bienes y servicios y que cada uno acceda a ellos según su capacidad económica.

Usted tiene todo el derecho y la libertad de: publicar un libro, venderlo y obtener la mayor rentabilidad; de formar parte del lobby de Google; de estar alineado con las tesis más  neoliberales sobre como debe funcionar la sociedad y la economía. Pero su pretendido activismo por las libertades democráticas en la Red casan mal. Usted juega con la ambigüedad de los conceptos, está intentando cuadrar el circulo de la misma forma que lo intentaría un caníbal-vegetariano. Por favor, sea caníbal o vegetariano, pero no los dos a la vez por coherencia.

10 Reglas para tener seguidores en Twitter

Me produce gran curiosidad la abundante oferta de decálogos que podemos encontrar en la literatura sobre Manager, Marketing y otros temas relacionados con la empresa o con las personas –sobre todo en el subgénero de la autoayuda-.  Una práctica que se ha generalizado en el entorno de la Red y en los medios sociales de comunicación.

Si realizamos una búsqueda en Google de frases que empiezan por “10 rules for” o “Ten rules for” nos devuelve más de 2.290.000 enlaces. En Amazon, la misma búsqueda nos devuelve más de 8.700 libros cuyos títulos contienen los términos solicitados.

Todo apunta que, en la cultura occidental, hemos interiorizado el patrón de normas y reglas –lo que debes hacer y dejar de hacer- inspirado en los Diez Mandamientos del Antiguo Testamento. Y si nos preguntamos porqué son 10 y no 16, la explicación más pausible es que la numeración decimal cuneiforme asirio-babilonia se impuso, en la primera mitad de II milenio a.J.C, al sistema sexagesimal sumerio y se extendió por todo el Oriente Medio. Aunque no hay que descartar que el motivo fuese poder asociar los mandamientos a los dedos de las manos.

Volviendo a nuestro tiempo, me atrevería a afirmar que la elaboración de decálogos en forma de consejos, normas o reglas en cualquier materia no es una tarea complicada. En bastantes casos, es una especie de “menestra” donde se combina el sentido común, las normas generales dominantes en la sociedad, sazonado con un cierto conocimiento de la materia para aportar el  lustre de los conceptos o términos específicos de ésta.

Y, para no ser menos, tengo el atrevimiento de publicar mi propuesta con las 10 normas para obtener seguidores –followers– en Twitter:

  1. La aspiración permanente “Que los mejores sean mis followers“.
  2. La única manera de hacer un follower es serlo.
  3. Los followers no son ni muchos ni pocos, sino los suficientes.
  4. Los followers & followings: una familia cuyos individuos se eligen a voluntad.
  5. Si es un verdadero follower, no habrá que perdonarle jamás nada.
  6. Reprende al follower en secreto y alábalo en público.
  7. Si alimentas al follower solo de gratitud, equivale a una fotografía que con el tiempo se borra.
  8. El follower es otro yo. Sin followers en Twitter no puedes ser feliz.
  9. El mejor medio de conservar los followers es no pedirles ni deberles nada.
  10. Mi patria son los followers.

Si no te parece suficiente esta propuesta, siempre te quedará “The 10 rules of Twitter (and how I break every one)” o “10 Proven Tips To Get More Twitter Followers” entre otras miles.

PD: Un decálogo construido a partir de la adaptación de citas y frases celebres al contexto del “follower” en Twitter. ¡Tú también puedes elaborar tu decálogo!!!

Management. Un método para elaborar discursos contundentes

management_guru

 

 

 ¿Te gustaría poder desarrollar un discurso o elaborar un power point  alineado con los términos más innovadores que utilizan los gurús del Management?

Pues es algo fácil, de acuerdo con la propuesta de Didier Noyé, especialista en la gestión del cambio y la gestión de competencias, que elaboró una tabla de términos intercambiables publicada en su libro ” Réunionite : guide de survie“,  que nos permite elaborar unos discursos “insignificantes” pero  contundentes considerando su profusión en los círculos del Management con sus pretensiones cuasi científicas.

El método es simple, a partir de la siguiente tabla -una adaptación libre de la propuesta de Noyé-:

0

la excelencia

refuerza

los factores

institucionales

del rendimiento

1

la intervención

moviliza

los procesos

organizacionales

del dispositivo

2

el objetivo

revela

los parámetros

cualitativos

de la organización

3

el diagnóstico

estimula

los cambios

analíticos

del grupo

4

la experimentación

modifica

los conceptos

característicos

del proyecto

5

la formación

clarifica

los conocimientos

motivacionales

de los destinatarios

6

la expresión

perfecciona

los resultados

participativos

del enfoque

7

el método

dinamiza

los bloqueos

estratégicos

del problema

8

la experiencia

programa

las necesidades

neurolingüísticos

de las estructuras

9

el replanteamiento

potencia

las paradojas

sistémicos/as

del ecosistema

 

para elaborar nuestra frase, debemos elegir un número de 5 cifras, por ejemplo, 34743 y formar la frase con las palabras correspondientes, según su posición del 0 al 9 en cada una de las cinco columnas. En nuestro ejemplo:

34743 = El diagnóstico modifica los bloqueos característicos del grupo

Un método que nos permite elaborar, de acuerdo con la tabla de Noyé, hasta 100 mil sentencias del Management –obviamente, si eres innovador, la tabla podría ser mucho más extensa-. Además, tenemos la posibilidad de introducir conceptos en lengua inglesa que nos puede aportar una patina “cool” a nuestro discurso. Por ejemplo: en la primera columna, palabrejas como business models, training o rephrasing; o en la tercera columna sustituir “los conocimientos” por “know-how”……….

¡Hagan juego, señores y señoras! 

PD: Si necesitas afianzar tu posición de gurú en el campo del Management, en BuzzWhack tienes un amplio repertorio de palabrejas para incorporar en tu léxico.