Archivo de la etiqueta: Hiperrealidad

Medios Sociales. Ubicuos en hiperrealidades recreadas

La Red se consolida como un ecosistema donde podemos ser ubicuos gracias al alto grado de hiperconectivdad entre los espacios públicos y los privados, entre las personas, entre los objetos y entre los sistemas de información. Un ecosistema donde sus actores podrán mostrar su capacidad de dispersión, variabilidad y flexibilidad, que les permita tolerar y adaptarse rápidamente a nuevas condiciones cambiantes en muchos de sus ámbitos de la vida.

La interacción objetos y personas en la sutil araña que los envuelve, en nubes deslocalizadas de servicios y prestaciones en un híbrido real-virtual, es el terreno abonado para las hiperrealidades que, cada vez más, modelarán y filtrarán de manera radical la manera en que percibimos un evento o experiencia. En otras palabras, vamos hacia una conciencia donde experimentamos la realidad a través de la ayuda de otros y, por tanto, nos dificultará la distinción entre la realidad y la fantasía. Por ejemplo, la imagen de aplicaciones sociales como Twitter o Facebook, puede crear, para muchos de sus usuarios, la ilusión de un mundo que promete en “cantidades” infinitas una serie de valores asociados a los medios sociales (el mundo 2.0) como la comunicación horizontal, la colaboración desinteresada, la transparencia, etcétera. Sin embargo, en realidad estas herramientas no representan nada (salvo su utilidad como facilitadoras de algo), y los valores que se vehiculan no son ni idénticos ni infinitos por la propia complejidad social y humana. No olvidemos que para un número significativo de usuarios estar presentes de forma activa en Twitter o en Facebook tiene un valor de signo, es decir que indican algo sobre él en el contexto de un sistema social, en este caso, afirmar su condición de “puntero” tecnosocial, una actitud que no está tan lejos de la del rico que compra un yate para reivindicar su estatus de rico.

La ubicuidad como acto de estar presente y vivir en continuo movimiento siempre hiperconectados, hipergeolocalizados, hiperinformados, con una superabundancia de servicios a nuestra disposición es la tendencia que se percibe en el horizonte más próximo. Por ejemplo, el iPhone de Apple o los smartphones con el Android de Google nos permiten estar siempre conectados, geolocalizados con ciento de miles de aplicaciones de todo tipo a las que podemos acceder y que nos prometen una vida mejor.

Ni bueno ni malo, es el mundo, es el sistema social que estamos construyendo, algunos de forma activa y otros de forma pasiva. ¿Qué opinas?