Archivo de la etiqueta: Vodafone

El mundo en el 2020. Future Agenda

Future Agenda, el mundo en el año 2020, es un “libro” y un sitio web que recoge un extenso trabajo prospectivo financiado por Vodafone y en el que han trabajado, durante un año, expertos de 147 países en cincuenta talleres con la implicación de más de 2.000 personas.

Se abordan temas como el desequilibrio del crecimiento demográfico, los problemas sobre los recursos, los cambios en la economía mundial, la conectividad mundial y las tendencias en seis temas considerados clave: salud, riqueza, felicidad, movilidad, seguridad y el localismo.

Asimismo, el equipo de Future Agenda ha trabajado en cooperación con los estudiantes de diseño e innovación de la Royal College of Art (RCA), para identificar soluciones a los principales retos y crear videos que ilustran las ideas más innovadoras.

En fin, un análisis prospectivo bien presentado que vale la pena dedicarle un tiempo a navegar en el sitio web y reflexionar sobre las propuestas y conclusiones.

It’s the economy, stupid. Las Telecos mueven sus fichas

En el Mobile World Congress se están evidenciando los últimos movimientos que están realizando las operadoras en el gran negocio que representa la Red.

Hace unos días Alierta, presidente de Telefónica anunció su intención de que los buscadores de Internet tendrán que pagar por canalizar el tráfico por las redes de comunicaciones de la operadora. Es decir, tal como analicé en una entrada anterior, lo que estaba planteando Alierta, como parte implicada y mensajero es el posicionamiento de las mayoría de las operadoras mundiales con relación a la Red:  somos el eslabón crítico en la Red y queremos obtener la máxima rentabilidad.

Pues bien, en lo que llevamos de semana, las operadoras –Telecos- están moviendo sus fichas en el tablero del conglomerado económico agrupado en el hipersector o megasector de las industrias de las TICs.  Un conglomerado económico donde muchas de las grandes empresas intentan expandirse, en una dura y soterrada batalla, hacia capas que no formaban parte de su negocio original. Una batalla en que muchos quieren pasar de la concurrencia al monopolio pasando por el oligopolio. Movimientos de fichas que se concretan, por el momento, en:

  • El anuncio de que más de 20 operadoras de todo el mundo se alían para abrir la Wholesale Applications Community, una plataforma de aplicaciones para móviles, en clara competencia con la comercialización de aplicaciones por parte de  Apple y Google. Una alianza de operadores con acceso a tres mil millones de clientes y el objetivo concentrar el mercado de desarrolladores y venta de aplicaciones.
  • El alineamiento de Vittorio Colao,  consejero delegado Vodafone, con la posición manifestada por el presidente de Telefónica de cobrar a los buscadores. Y la respuesta de Eric Schmidt, consejero delegado de Google, que ha descartado el enfrentamientos con las operadoras y ha señalado que es necesario un trabajo conjunto para buscar fórmulas para compartir ingresos.
  • El reciente acuerdo de Telefónica con la Biblioteca Nacional y Publidisa, la mayor distribuidora de eBook español a través de TodoeBook, para la distribución y comercialización de contenidos editoriales a través de sus servicios. Con dispositivos propios como Tablet y acuerdos con fabricantes para que adapten sus terminales a los nuevos contenidos digitales. Así como acuerdos con editoriales como Santillana, Vocento y Anaya. Vodafone también ha llegado a un acuerdo con Publidisa para la venta de eBooks a través del móvil.

La Red se está comercializando rápidamente y el que piense que es una fuerte ofensiva contra la neutralidad de la red es que no ha enterado, parafraseando a James Carville, estratega de la campaña electoral de Bill Clinton: ¡Es la economía estúpido!.

Más vale ser consciente de lo que se cocina en la Red que soñar con un territorio idílico fuera de toda regla del sistema económico dominante. Me preocupa más la falta de “neutralidad” en el mundo que se manifiesta en: hambre, injusticias, paro y un largo etc…

mHealth: la tecnología móvil, una oportunidad para la salud

mhealthLa tecnología móvil es una oportunidad para el incremento de la salud en todo el mundo y, sobre todo, para los países del tercer mundo (en vías de desarrollos según la denominación actual). Las Naciones Unidas y la Fundación de Vodafone están trabajando en un proyecto donde se recogen más de 50 iniciativas para la utilización de la tecnología móvil en aplicaciones de salud en 26 países, entre ellos, la India con 11 iniciativas o Sudáfrica y Uganda con seis cada uno de ellos (Véase Informe: mHealth for Development: The Opportunity of Mobile Technology for Healthcare in the Developing World)

Es un proyecto que intenta aprovechar las oportunidades que ofrecen las tecnologías para la movilidad para mejorar la salud en los países más pobres. Es un hecho que en el conjunto de estos países, en términos cuantitativos, existen más de 2.200 millones de teléfonos móviles y 350 millones de ordenadores personales, pero únicamente 11 millones de camas hospitalarias. Para Terry Kramer, de la Fundación de Vodafone, esta situación es una oportunidad para aprovechar esta tecnología para cubrir y promocionar la salud en diferentes ámbitos, desde recoger y registrar información sobre los pacientes hasta la formación de los profesionales rurales, pasando por la personalización de cómo los pacientes reciben tratamientos médicos.

Este proyecto se engloba en la iniciativa de la Mobile Health (mHealth) Alliance en la que ONGs, la UN World Health Organization, el MIT, el Earth Institute y empresas tecnológicas como Cisco, Google, Microsoft, Nokia y Qualcomm identifican la necesidad de potenciar la colaboración intersectorial y pan-regional para impulsar la salud en el tercer mundo.

Entre las iniciativas: Facilitar al personal sanitario la recogida de datos sobre el terreno con sus móviles; en el Estado de Amazonas en Brasil, poder registrar en sus teléfonos  móviles el seguimiento de la epidemia dengue transmitida por los mosquitos; en Sudáfrica, el SIMPill, una caja de medicamentos con una tarjeta SIM que informa a los médicos de cada toma de medicamentos realizada por sus pacientes en un tratamiento contra la tuberculosis; o, entre otras, en Méjico, disponer de una línea directa, denominada MedicalHome, para que los pacientes puedan responder a un cuestionario vía SMS.

Son proyectos que, en nuestra opinión, sin ser la panacea, pueden conllevar más de un resultado. Por una parte, sirven para intentar paliar y suplir con tecnología las deficiencias de recursos sanitarios en los países del tercer mundo porque no son caras, existe una importante base instalada, son fáciles de poner en marcha y pueden cubrir amplias zonas rurales que necesitan, de forma desesperada, un acceso a la medicina en unos entornos donde los profesionales están concentrados en las regiones urbanizadas, Y, por otro lado, sirven para experimentar usos y prácticas de las tecnologías, en este caso, móviles, en el sector de la salud, usos y prácticas que también pueden cubrir deficiencias en la asistencia sanitaria en los países desarrollados añadiendo valor a la oferta del sector industrial tecnológico.