Túnez, Egipto y el miedo de Davos a un nuevo mayo 68 en Europa

Foto de Leil-Zahra Mortada

Estamos asistiendo a unas revueltas-revoluciones en Túnez y en Egipto sin precedentes en la región y con la posibilidad de que extiendan por otros países de la zona. Es como una reedición de la caída del muro de Berlín. Son revueltas populares cuyos detonantes están en la carestía de la vida, la falta de oportunidades para los jóvenes, la corrupción política de los gobernantes,… Son revueltas por un futuro mejor. Dudo que nadie sepa en estos momentos como acabarán y si al final conseguirán instaurar sistemas que garanticen la libertad, los derechos humanos y mejores oportunidades para sus vidas.

Hay un agravante, los gobiernos occidentales, los supuestos paladines de la democracia y los derechos humanos, han sido cómplices y aliados activos de la corrupción política y económica que ha estado dominando la región,  y me imagino que estarán muy preocupados con la evolución de los acontecimientos.

Estamos asistiendo a una lección de dignidad de los ciudadanos tunecinos y egipcios, mientras tanto, en Davos, el Foro Económico Mundial, en el que las élites sociales, políticas y económicas del mundo se reunen, año tras año, para marcar nuestro destino, deben estar muy preocupados porque, por el momento, no controlan la situación.

Davos tiene miedo, el propio presidente del Foro Económico Mundial, Klaus Schwab, reconoció en una entrevista concedida al diario francés ‘La Tribune’, que puede haber otro mayo del 68 en Europa”.  Dijo: “Mi análisis es que nos hemos encontrado con una crisis financiera, que se ha convertido en económica y que puede derivar en crisis social, en una guerra de generaciones“… “Es muy probable que un día tengamos que afrontar una revuelta contra la negligencia de nuestra generación en resolver los problemas. Ya hemos vistos los primeros síntomas de esta rebelión en la cólera de los estudiantes británicos y en España, el paro juvenil es insostenible a largo plazo“.

Mientras tanto, en espera de la chispa que haga explotar la cólera de nuestros jóvenes europeos y no tan jóvenes contra unas estructuras económicas y políticas que, en nombre de un etéreo ente llamado “Mercado”, los condenan a la resignación y a un futuro lleno de penumbras, podemos ver dos excelentes vídeos, dos bofetadas a nuestras acomodadas conciencias, que sintetizan las revueltas por un mundo mejor desde el otro lado del Mediterráneo.

Egipto, la revolución del 25 de enero

Queremos las estructuras al servicio del hombre y no al hombre al servicio de las estructuras. Queremos tener el placer de vivir y nunca más el mal de vivir” París, pintada en la plaza de Odeón, mayo de 1968

Túnez, la revolución del Jazmin

4 pensamientos en “Túnez, Egipto y el miedo de Davos a un nuevo mayo 68 en Europa

  1. Pingback: Tweets that mention Túnez, Egipto y el miedo de Davos a un nuevo mayo 68 en Europa | Rizomática -- Topsy.com

  2. Javier

    ¿Y si toda esta noble lucha por la libertad fuese aprovechada por los integristas?
    Suelen sacar tajada en situaciones de descontrol… Tiempo al tiempo

    Responder
  3. JoseLopezPonce Autor

    Javier, es posible que el integrismo quiera sacar provecho… la paradoja es que, durante décadas, Occidente ha apoyado a regimenes corruptos que han reprimido cualquier alternativa democrática “moderna” y ahora tiemblan porque el integrismo pueda sacar tajada porque dichas alternativas son débiles.
    No olvidemos que en España se mantuvo, durante muchos años una dictadura, en parte, por que era una de las trincheras contra el “comunismo”.

    Por el momento, asistimos a una lección de dignidad y lucha por la libertades.

    Saludos

    Responder
  4. KC

    Añadiría a lo escrito que muchos jóvenes de este tipo de países están hasta los cojones de ser maltratados allá donde van por el hecho de que se ven obligados a salir de su tierra para encontrar algo mejor. Y creo que comienzan a darse cuenta de que la religión es una estafa al servicio del poder político que no les va a solucionar el problema de la carestía con milagrosas lluvias de trigo. Y supongo que están hasta los cojones, asimismo, de los 4 hijos de puta que controlan todos los hilos y que se llenan el bolsillo a su costa.

    En definitiva, tarde o temprano, siempre hay procesos por el que la mierda política tiende a desaparecer, aunque luego seguirá brotando, de una u otra forma. Pero sí, estos señores tienen todo su derecho a quejarse de la mierda de sociedad que han hecho las generaciones anteriores. Y me alegro de verlo.

    Saludos.

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *